Con el principio del fin de la pandemia a la vista en EE.UU. WalMart, la mayor empresa de comercio minorista del mundo está reimpulsando un novedoso plan de entrega de alimentos a sus clientes iniciado en algunas ciudades estadounidenses a fines de 2019, el InHome. Este servicio de delivery va un paso más allá del tradicional: un empleado de WalMart lleva el pedido a domicilio y lo acomoda en el refrigerador del cliente. El servicio está pensado para gente que no puede estar en su casa pendiente de las entregas. Con la vuelta a la normalidad en un mercado que, con la pandemia, aumentó sus hábitos de compra online, la apuesta de WalMart es a que el servicio –que cuesta US$19,95 al mes—tendrá mayor demanda. Eso sí, primero tendrán que romper la desconfianza: el 90% de las personas encuestadas en un estudio señaló que no está dispuesta a adoptar este tipo de servicio, a pesar de que puede ser monitoreado remotamente por los clientes. WalMart es líder en el mercado de delivery de comestibles en EE.UU., que suma US$1,8 billones (millones de millones) al año.

 

Puede ver el video en: https://binged.it/3gZePBU

 

Volver