Desde hace un par de décadas que las Inversiones Responsables y de Impacto han ido ganando protagonismo en los consumidores e inversionistas, debido al mayor compromiso y exigencia para que se generen ecosistemas más sustentables, comunidades menos desiguales y empresas más transparentes.

Dentro de este ámbito están las Empresas B™, que usan la fuerza y capacidad de los negocios para desarrollar una economía más inclusiva y sostenible, cumpliendo con estándares de triple impacto, es decir, en términos sociales, ambientales y de responsabilidad empresarial. El conjunto de estas empresas trabaja para reducir la desigualdad, disminuir los niveles de pobreza, promover un medioambiente más sano, fortalecer las comunidades y crear empleos de alta calidad con dignidad y propósito.

Estas empresas son certificadas por Sistema B, una organización que promueve a distintos actores económicos a lo largo del mundo, a construir una economía en que el éxito y los beneficios financieros no sean el único fin de sus negocios, sino que también incluyan el bienestar social y ambiental de las comunidades dentro de sus objetivos.

Puede ser fácil declararse como una empresa social y ambientalmente responsable, de hecho, es algo que algunas empresas han utilizado para atraer consumidores, pero que no miden realmente el impacto y terminan siendo estrategias de marketing del tipo “greenwashing”. Es por esto que se crea la iniciativa de Sistema B para medir de manera rigurosa el impacto y responsabilidad de las empresas, entregando una certificación a aquellas que cumplen con el desempeño de impacto en cinco categorías: proveedores, trabajadores, clientes, comunidad y medioambiente. Es importante recalcar que estas empresas son reevaluadas constantemente y toman un compromiso de mejora continua, con el propósito de generar un impacto positivo en el centro de sus modelos de negocio.

Hoy en día hay más de 3.990 Empresas B Certificadas® en el mundo y más de 690 en Latinoamérica distribuidas en diversas industrias de la economía de los distintos países, con un crecimiento importante en los últimos años.

Esta certificación, ayuda a los consumidores a identificar empresas con propósitos de impacto positivo y a los inversionistas a elegir inversiones que estén alineadas con sus valores. El Fondo FYNSA Migrante invierte en la Fintech Migrante, una Empresa B Certificada® que entrega créditos y oportunidades de financiamiento a migrantes, los cuales prácticamente no tendrían acceso a financiamiento si no fuera por esta empresa.

Volver