Los viajes de negocios ya no volverán a ser lo que fueron antes de la pandemia. La idea está instalada desde hace varios meses, pero se sigue consolidando en el tiempo. Bloomberg realizó recientemente una encuesta entre 45 grandes empresas multinacionales de EEUU, Europa y Asia y el 84% respondió que reducirá su presupuesto de viajes. La mayor parte de los encuestados reducirá sus presupuestos entre 20% y 40% respecto a los niveles que manejaban antes de la pandemia. La accesibilidad y eficiencia de las herramientas virtuales, la oportunidad de reducir costos y los objetivos de reducir las huellas de carbono de sus empresas son las principales razones para esta reducción.

Según la Asociación Global de Viajes de Negocios, el gasto en viajes corporativos podría bajar desde un techo prepandemia alcanzado en 2019 de US$1,43 billones (millones de millones) a US$1,24 billones en 2024.

Son muy malas noticias para las aerolíneas, que generan dos tercios de sus ganancias a partir de los viajeros de negocios, pese a que representan solo el 12% de los asientos vendidos, según un estudio de PwC citado por Bloomberg. Es también un duro golpe para el sector hotelero, que podría ver caer sus ingresos en un 18% debido a la reducción de los viajes de negocios.

Volver