Con un plan de vacunación hasta ahora exitoso, el mercado debería seguir descontando mejores perspectivas para la economía en 2021, y con ello mejoras en el riesgo de crédito de las compañías. Esto ya se ha visto reflejado en una compresión adicional de los spreads. A la tendencia conocida de los bonos de calificación AAA (ya caros) se suma un mayor apetito por bonos AA y A.

Creemos que esto justifica una estrategia menos conservadora en términos de riesgo corporativo.

En particular el spread relativo de los créditos A respecto a los AAA, se encuentra hoy A +2DS respeto de sus promedios de largo plazo de 60 puntos base.

 

Spreads corporativos por calificación de riesgo 

 

Spread relativo A – AAA (pb)

 

Volver