Si bien Europa ha tenido un manejo de la pandemia un poco más errático, con mayores restricciones a la movilidad que en caso de EE.UU, y que tuvo un inicio más lento del proceso de vacunación, las cosas están comenzando a mejorar.

Las tasas de infección en la mayoría de los países están disminuyendo, la vacunación está sorprendiendo al alza y parece probable que la mayoría de los servicios se restablezca por completo este verano (algo crítico para muchas economías que dependen fuertemente del turismo, como España, Italia y Francia, por ejemplo). Dado que las expectativas para la eurozona siguen siendo limitadas, es muy probable que tengamos sorpresas al alza en tasas (curvas de rendimiento más empinadas), un euro más fuerte y una renta variable liderando a nivel de desarrollados.

Respecto al proceso de vacunación, hoy el 26,5%, de los adultos en la Unión Europea han recibido al menos una dosis y se prevé que ese número aumente a alrededor del 65% para fines de junio, dado un mejor suministro de vacunas. Pfizer espera agregar 50 millones de dosis más en el 2T21 de lo planeado inicialmente, las dosis de Johnson & Johnson vuelven a utilizarse después de una pausa debido a preocupaciones sobre coágulos de sangre y Moderna está lanzando su oferta. El uso de los suministros de vacunas existentes también ha aumentado, e incluso AstraZeneca desafió la mala publicidad al ver que su tasa de utilización aumenta del 62% a fines de marzo a alrededor del 80%.

Al vincular esta mejor situación de salud pública al momento de la recuperación económica de la UE, el Reino Unido (donde el 65% de los adultos ha recibido una dosis de vacuna y las infecciones por Covid-19 han colapsado) ofrece la comparación más relevante. Después de un bloqueo de casi cuatro meses, Reino Unido está emprendiendo una reapertura gradual que ha visto las lecturas de movilidad saltar por encima de las de la UE. También es notable que la lectura del PMI de UK se movió por encima de los niveles de la UE a fines de febrero, un punto en el que la economía del Reino Unido aún estaba bloqueada, pero la visibilidad estaba emergiendo sobre el éxito de su implementación de vacunación, camino que ahora debería comenzar a recorrer Europa.

Las utilidades corporativas en Europa también ganan momentum y las revisiones al alza superan a las acciones globales y son las mejores en 10 años.

Tanto UK como la Eurozona, están superando a los mercados globales de renta variable este 2021, tendencia que esperamos se mantenga en adelante. Nos gusta la composición más value cíclica de ambos mercado y que ofrecen valorizaciones más razonables que EE.UU.

En particular para UK, el riesgo retorno ha mejorado, luego de los retornos bajo el mercado que tuvo en el 2020, el rally de la GBP y un acuerdo sobre el Brexit. El posicionamiento es bajo y el país tiene cualidad de “value”, lo que hace que se beneficie de la reflación.

UK presenta valorizaciones más atractivas que sus pares en términos de precio/utilidad esperada (14.5x), precio/valor libro (1.7x) y dividend yield (4%), siendo este último uno de los más altos del mundo, lo que es favorable en un mundo de tasas de interés bajas por un tiempo prolongado. Los múltiplos anteriores se comparan respectivamente con 23x, 4.3x y 1.4% de las acciones estadounidenses.

 

 

 

Volver